Tag Archives:

Guía rápida de la plataforma RAEE

La nueva plataforma online de gestión de residuos aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) servirá para que gestores (de recogida, almacenamiento o tratamiento), puntos limpios y distribuidores puedan introducir sus datos sobre esos residuos de cara a la administración. A este respecto, la información más importante que facilitaría sería el archivo cronológico de entradas y salidas de residuos, y la memoria anual.

Además, permitirá seguir paso por paso todo el camino que realiza el residuo de principio a fin. La manera de conseguir esta trazabilidad es etiquetar el residuo desde el primer momento, es decir, cuando se genera de forma oficial al «ser llevado a» o «ser recogido por» entidades locales (puntos limpios), gestores o distribuidores.

Para introducir los flujos de residuos (de forma manual en “Grabación por pantalla”) primero hay que registrar la instalación con los usuarios que vayan a utilizar la plataforma. Las entradas y salidas de RAEE está previsto que se lleven a cabo mediante lectura de códigos de barra en etiquetas adosadas a cada unidad y cada contenedor donde se incluya. Según el proceso lógico que siguen los RAEE, los puntos limpios y distribuidores serían los primeros en adosar esas etiquetas y los gestores solo tendrían que leerlas. Pero si, por ejemplo, una empresa lleva RAEE a un gestor, este también podría generar la etiqueta correspondiente en la plataforma. En cuanto a la logística, la plataforma permite además la confirmación de llegada del residuo a su destino.

Por último, las administraciones y los sistemas de responsabilidad ampliada del productor solo podrán consultar la información volcada en la plataforma, nunca modificarla.

Nueva Plataforma

Cómo deshacerse de los aparatos eléctricos y electrónicos

Cualquiera que tenga un aparato eléctrico o electrónico usado o viejo tiene dos opciones: destinarlo a su reutilización o desecharlo separadamente del resto de residuos. La primera opción es la más deseable, incluso en el caso de que los aparatos usados no funcionen correctamente. Ese segundo uso solo será posible si se entrega:

֍ a entidades sociales sin ánimo de lucro que arreglan y/o venden esos aparatos,
֍ a empresas dedicadas al mercado de segunda mano con entrega in situ o con recogida a domicilio, o
֍ a través de otras vías de reutilización y alargamiento de la vida útil de los productos, como por ejemplo de particular a particular.

wallapop-televisiones
En el segundo supuesto, la responsabilidad medioambiental de los usuarios de estos aparatos concluye con la entrega del residuo (RAEE) en las instalaciones o puntos de recogida:
֍ de las Entidades Locales. Es decir, en los puntos limpios de los ayuntamientos, que pueden ser:

– fijos: instalación permanente en un punto concreto del municipio.
– móviles: cuando un camión multirresiduo recorre diferentes zonas del municipio.

֍ de los distribuidores. En muchas tiendas que venden estos aparatos hay contenedores específicos donde depositarlos cuando se convierten en residuos.
֍ de los gestores de residuos. Requiere ir a la instalación del gestor autorizado a entregar el RAEE.
֍ con su entrega en las redes de recogida de los productores de AEE. Los productores de aparatos eléctricos y electrónicos son, a grosso modo, los fabricantes o importadores.

¿Cuánto RAEE se gestiona correctamente?

En 2015 se gestionó el 38% de los Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos (RAEE) puestos en el mercado de consumo español, y en Europa el porcentaje de 2013 incluso bajaba al 34%. De ahí que la Unión Europea haya aumentado los mínimos a gestionar correctamente por sus países miembros: a partir de 2016, el índice mínimo de recogida será del 45% de la media del peso total de los equipos introducidos en el mercado en los tres años precedentes. A partir de 2019, el índice de recogida mínimo que deberá alcanzarse anualmente será del 65%.

Según el presidente de OfiRAEE, la Oficina de Coordinación de los Sistemas Integrados de Gestión (SIG) de RAEE, en España un tercio de estos residuos está “bajo control y bien gestionado”, otro tercio es administrado por gestores autorizados “que no declaran adecuadamente” y el último tercio “se pierde en los flujos paralelos del mercado ilegal”.

 
Puntos limpios RAEE

Existen ciertas categorías para las que se ha alcanzado el objetivo futuro, pese a que en otras categorías la dificultad de alcanzarlo se da, principalmente, por la existencia de flujos paralelos independientes de los productores. Así por ejemplo, los aparatos de alumbrado son los que tienen el índice de recogida más alto. El aumento del mínimo a gestionar exigirá un esfuerzo de administraciones y administrados en la eficacia de los mecanismos de inspección y control para impedir prácticas agravadas por la crisis, como robos en contenedores o flujos ilegales.

Los SIG o SRAP (Sistemas de Responsabilidad Ampliada del Productor) funcionan como una plataforma de colaboración entre productores, distribuidores, gestores, administraciones y usuarios, y realizan la recogida selectiva, la valorización y el reciclaje de los residuos. Cerca de 2.000 empresas productoras (que ponen el producto en el mercado español) de aparatos eléctricos y electrónicos están adheridas a los SIG.

Reciclaje de residuos domésticos

Aunque es bastante difícil hacer un listado exhaustivo de todos los residuos que producimos, aquí podrían figurar los más comunes y dudosos a la hora de desechar correctamente:

¿Qué se tira a los contenedores de reciclaje?

  • Envases y botes de plástico o metal (P)
  • Tetra-brick (P)
  • Tapones, tapas, chapas (P)
  • Corcho blanco o poliexpan (P)
  • Latas de aluminio (P)
  • Tubos de crema (P)
  • Envoltorios de plástico o tipo film (P)
  • Redecillas como las que llevan patatas y naranjas (P)
  • Botellas de líquidos (V, P)
  • Desodorantes roll-on (V, P)
  • Tarros, botes y frascos de vidrio (V)
  • Papel y cartón limpios, a ser posible sin grapas, cuerdas o adhesivos.

(V=Vidrio, P=Plástico)

El contenedor general o fracción resto:

  • Residuos alimentarios
  • Residuos higiénicos desechables (pañales, toallitas…)
  • Tapones de corcho

NO se puede tirar a la basura (solo a puntos limpios o establecimientos que generan estos residuos):

  • Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos (RAEE) → Establecimientos de venta
  • Consumibles (cartucho o tóner impresora, CDs…) → Establecimientos de venta
  • Bombillas y fluorescentes → Establecimientos de venta
  • Pilas y baterías → Contenedores especiales ubicados, por ejemplo, en supermercados
  • Ropa y calzado → Contenedores especiales
  • Medicamentos no consumidos o caducados → Farmacias
  • Aceite de cocina → Taller de coches
  • Filtros de agua
  • Todos los residuos domésticos peligrosos o tóxicos (encendedores, termómetros, productos químicos, cristales grandes…)

Ante la duda, el lugar adecuado siempre y en cualquier caso será un punto limpio.


UTILIZAMOS COOKIES PARA ANALÍTICA WEB. AL CONTINUAR NAVEGANDO, ENTENDEMOS QUE LAS ACEPTA. MÁS INFORMACIÓN EN NUESTRA POLÍTICA DE COOKIES.
CERRAR
x